A la semana de haber entregado la documentación, he vuelto a la embajada, misma dirección que la primera vez.

Hay una segunda cola para la recogida de visados, donde previo pago del importe te entregan tu pasaporte con el visado solicitado.

Esta vez he ido a media mañana y efectivamente no he tenido que esperar apenas, la cola de la mañana ya había sido atendida y ha ido muy rápido.

Por cierto, no admiten tarjeta de crédito. Me ha llamado la atención que comprueban que todos los billetes que reciben sean legítimos. No quieren que los engañen como a chinos…