Tag Archive: Suiza


Ginebra (Genève) – Suiza

Cuando hablo de Ginebra siempre me acuerdo de HR, el profe de física y química del instituto. Explicaba que en España teníamos la mala costumbre de traducir los nombres de las ciudades y que eso era propenso a originar problemas. Contaba lo que yo calificaría de leyenda urbana sobre unos nuevos ricos españoles que en su nuevo coche se decidieron a recorrer Europa y que llegaron a Suiza con la intención de visitar Ginebra pero que, aunque recorrieron el país de punta a punta y preguntaron, no dieron con ella. Eso sí, en el camino quedaron enamorados de una ciudad a orillas del lago Lehman, Genève, que les pareció una ciudad maravillosa… Corramos un tupido velo…

En Genève vive un antiguo compañero de trabajo y amigo, JB. Como hacía mucho que no nos veíamos, demasiado, le planteé una visita durante el mes de Diciembre para ponernos al día y , por mi parte, conocer la ciudad. Este post da fe de la segunda parte.

Genève no es una ciudad muy grande ni en habitantes ni en superfície pero es más grande en habitantes que en superfície. Si alguien piensa en ir a vivir allí que cuente que encontrar un piso de alquiler le puede llevar incluso meses. Siendo así mucha gente vive en los alrededores e incluso en Francia y va cada día a trabajar a Suiza. Las autoridades han tomado ciertas medidas para ayudar y por raro que pueda parecer, si tenemos en cuenta que Suiza tiene fama de ser un país de ricachones, ¡la ocupación de viviendas no habitadas es legal! ¡Qué tomen nota en España! Esta casa es un ejemplo de casa Okupa en Genève:

Casa Okupa en el centro de Genève

Casa Okupa en el centro de Genève

Continue reading

Recientemente pasé unos días en Suiza, visitando a un buen amigo. Me llevé una grata sorpresa al descubrir que la electrónica allí resulta mucho más barata que en España. Los Ferraris creo que también son más baratos, a juzgar por el gran número de ellos que pude ver paseando por la ciudad, pero no pude constatarlo porque… yo soy más de Jaguar.

Volviendo al tema de la electrónica, incluso productos cuyo precio viene marcado por el fabricante son más baratos que en España, por ejemplo Apple. Así que no me puede resistir a comprarme un iPad2. Para poner números, el iPad2 32 Gb, cuesta actualmente en España 699€. En Suiza su precio es de 749 CHF que al cambio del momento eran unos 610€. Además hice la compra Tax Free. El IVA allí es del 8% pero al tener que incluirse unos gastos de gestión me ahorré sólo 37CHF, con lo que el juguetito me ha salido por 580€.

Tax Free logo

Tax Free logo

Para hacer la gestión basta ir con el pasaporte a hacer la compra a un comercio que admita esta modalidad de compra. En mi caso me dieron el ticket que debía mostrar en el aeropuerto y un mapa que supuestamente indicaba donde hacer el reembolso, pero no fue tan fácil ya que cuando llegué a la oficina, pasado el control de Seguridad del aeropuerto, me mandaron a la aduana.

El aeropuerto de Ginebra tiene dos aduanas, la francesa y la suiza. Hay que ir a la que corresponda según donde hayas hecho la compra. En mi caso la suiza lo cual implicó volver a salir del aeropuerto, hacer el trámite y volver a pasar el control de seguridad, para ir de nuevo a la oficina de Tax Free, que por cierto era la oficina de cambio de American Express, pues en la “oficial” no había personal.

En la aduana, teóricamente, según pude leer luego, han de comprobar que las mercancías van con el viajero pero en este caso no lo chequearon y me sellaron el recibo sólo comprobando mi pasaporte. También es importante recordar que hay un período máximo para poder hacer el reembolso. En el caso de Suiza es de 90 días, desde la fecha de compra.

Y para acabar, un último consejo, nunca compréis un teclado fuera de vuestro país, la distribución de las teclas varía sustancialmente, no sólo por los acentos y la ñ, también otras teclas cambian. En el caso de Suiza por ejemplo la Y y la Z están intercambiadas.

Aquí podéis leer más al respecto.

La verdad vale la pena escaparse un fin de semana a Suiza si uno tiene pensado comprar electrónica porque la diferencia de precio te paga el billete de avión y la estancia (dependiendo de lo que vayas a comprar, claro está).